Les Revenants: Morir está sobrevalorado

La sutileza al servicio de un buen relato. Un rompecabezas que no nos deja entrever hacia donde va. Un misterio que solo hace que la intriga aumente capítulo a capítulo. Otra manera de ser zombie.

En un tranquilo pueblito de montaña (del que nunca sabremos el nombre ni la locación exacta, pero no nos importa) algunas personas fallecidas vuelven a aparecer de la nada. ¿Zombies? Si. Pero no los típicos descerebrados en busca de carne humana. Y asi como asi la vida cambia. Los misterios y las preguntas comienzan a acumularse.

Les Revenants Lena y Camille

Una niña vuelve a la casa de sus padres. Ha muerto en un accidente hace cuatro años. Y de pronto se encuentra en la cocina de su casa, tiene hambre. La madre Claire (Anne Consigny) no sabe que hacer, el shock es demasiado. En esos cuatro años que han pasado la vida de su familia cambió. Su hermana gemela creció, sus padres se separaron. Pero Camille (Yara Pilartz) no recuerda el accidente y no tiene noción de que ha vuelto de la muerte. Entonces es un shock grande cuando su hermana Lena (Jenna Thiam) la vuelve a ver. Ni hablar cuando el padre, Jerome (Frédéric Pierrot), vuelve a la casa de la que se fue hace un tiempo. Las concepciones religiosas comienzan a tambalear. ¿Es Camille un milagro? ¿Qué está pasando?

Les Revenants Julie y Victor

Un niño comienza a seguir a una enfermera. Julie (Céline Sallette) vive sola. Ha tenido un episodio traumático hace unos años. Fue apuñalada por un extraño una noche. Todo esto contado con un ritmo narrativo que va avanzando de a poco. Con un cuidado por los detalles exquisito. Entonces el pequeño Victor (Swann Nambotin) se suma a la vida de Julie. No pronuncia una palabra pero llena el vacío en la vida de la enfermera. Una extraña simbiosis maternal comienza. Porque Victor también es uno de los que ha vuelto. Y tiene siempre hambre. Y tiene un instinto asesino.

Les Revenants Simon y Adéle

Un hombre vuelve al bar donde se encontraba con su mujer. Simon (Pierre Perrier) vuelva a buscar a Adele (Clotilde Hesme). Quiere recuperar su relación, su amor está intacto. Pero no, otra vez el tiempo ha pasado. En los diez años que estuvo muerto Adele tuvo a la hija que ambos habían concebido, Chloé (Brune Martin). Y se casó con otro hombre, el jefe de la policía local Thomas (Samir Guesni). Uno de las historias más atrayentes de la serie es esta relación entre dos viejos amantes. Porque el amor no muere. ¿O si lo hace? ¿Es justo para la nueva familia que un hombre muerto venga a llevarse lo que con tanto esfuerzo logro construirse? Porque Adele ha sufrido demasiado la pérdida de Simon. Y cuando se revela que Simon se… ¿Es Simon una persona o es otra cosa? ¿Son los que han vuelto otra cosa?

Les Revenants Intro

Quedan más personajes pero no podríamos contar nada de ellos sin arruinarte los giros de la trama. Porque la forma de narrar los sucesos entre pasado y presente es otro de los aciertos de la serie. Porque los que vuelven han muerto a través de los años. Cuatro, diez, treinta. Todo contrapuesto con lo que ocurre hoy. Serge (Guillaume Gouix) y su hermano Toni (Grégory Gadebois) viviendo y muriendo una y otra vez en su casa de la montaña. Lucy (Ana Girardot) la moza del bar local Lake Pub es otro misterio que se acumula en la historia. ¿Es medium? ¿Cual es su rol en el final? Madame Costa (Laetitia de Fombelle) es una mujer que también ha vuelto y siempre tiene hambre. Sabremos más de todos con el correr de los capítulos. Pero en cuentagotas. Con pocos y eficaces diálogos.

Les Revenants Victor

Párrafo para la intrigante banda sonora compuesta por los genios del Post rock: los escoceses Mogwai. Sus sonidos y canciones te atrapan. Con los instrumentos típicos del rock hacen algo nuevo. Algo que subyuga en esos momentos. Algo que acompaña al misterio enorme que plantea la serie. Una hermosa banda de sonido.

El pueblo comienza a notar que los muertos están volviendo. Comienza a tomar relevancia la represa que está en las afueras de la ciudad. Una inundación se acerca. Y al bajar el agua comienza a aparecer un pueblito hundido que estaba de esa forma desde la construcción de la mencionada represa. Animales recientemente muertos aparecen en la costa. Todo sigue siendo raro y misterioso. Y la Horda. No vamos a decir nada más que esto: son muchos. Y parecen querer todo. A todos.

Les Revenants La Horda

La forma de encarar el regreso es un punto a destacar. Algunos quieren retomar su vida desde el momento de su desaparición, cosa imposible. Otros solo quieren comer y ver que pasa. Otros no tienen idea que pasa y porque suceden las cosas. Otros buscarán vivir su nueva vida dando esperanza a los demás. Las preguntas existenciales sobre suicidio, accidentes y muertes naturales se acumulan una tras otra. Y nosotros seguimos queriendo saber que pasa. Porque si un muerto puede engendrar vida todas las concepciones conocidas se vuelven obsoletas.

Entonces estamos ante una de las mejores series emitidas en 2012 por Canal+ de Francia. Una serie que vale la pena buscar y ver para disfrutar de una nueva visión sobre un tema explotado hasta el hartazgo en estos días. Porque los zombies pueden ser seres hermosos también. Y si traen una gran historia mucho mejor.

Hace unos días se terminó de emitir la segunda temporada por el mismo canal. Promete estar entre lo mejor del año.

Anuncios