Entrevista a Diego Lerman director de “Una Especie de Familia”

El encuentro tuvo lugar en el Recoleta Mall, fue con motivo del estreno del último film de Diego Lerman, el mismo que dirigió la sugerente  La mirada invisible en 2010 y la más que recomendable Refugiado (2014). ÉL y dos de sus protagonistas, Daniel Aráoz y Claudio Tolcachir, se prestan a los flashes y cíclicas charlas periodísticas, nada que no veamos en un press junket. Se los ve relajados, de buen humor, con su trabajo ya concluido es ahora tiempo de que los espectadores asuman la responsabilidad de la historia que narran.

Por @mary_putrueli y @mauvais1

Una historia que no dejará indiferente a quien la visione, porque el tema central de la cinta es la adopción de forma ilegal, de quienes se involucran en este mercado y donde la redención es mucho más cara de lo que suponemos. Como nos tiene acostumbrados nos dará una historia que se irá con nosotros, para bien o para mal. Nosotros, como sus personajes también enfrentamos todo tipo de obstáculos legales y morales que nos harán preguntarnos constantemente hasta dónde…

Mi idea original… comienza a contar con aplomo, “era hacer un viaje de una mujer que iba a adoptar un bebe y trabajar un poco de manera opuesta a mi película anterior, que también era un viaje de una madre y un hijo donde había una disolución. La desconstrucción de una familia (En Refugiado – 2014, una madre embarazada huye con su hijo de un esposo violento) Acá era como trabajar también una situación de viaje pero trabajar la idea, la sensación de construcción de una familia entorno a una adopción, la búsqueda de un bebé.”

El proyecto comienza a tomar forma con la investigación, desenmarañar el entramado desde dentro; “Tenía diferentes relatos de alguna gente que le había pasado concretamente en lo de ir a Misiones y buscar un bebe y diversas peripecias y a partir de ahí fue trabajar en una investigación. Primero, de casos concretos, tanto de parejas acá en Buenos Aires, como ir a entrevistar allá a mujeres, abogados, jueces, policías, enfermeras… Y a partir de eso, fue trabajar en un guión, que tuvo diferentes versiones. Trabaje junto a María Meira, con quien también coescribí Refugiados.”

El dilema

Y un poco, a mí, lo que me interesaba era el dilema moral en que se ponía Malena frente a esto que se le planteaba. Los limites que estaba dispuesta o no a atravesar para adoptar el bebé que ella busca. Entonces hay un montón de barreras que empiezan a aparecer y la vez, el viaje se da hacia adentro. Bueno, en ella, buscar y decodificar hasta donde está dispuesta a llegar.” Algo interesante en el director resulta la constante marcación de los límites y de quienes son capaces de transgredirlos. Y un poco eso es la película que tiene elementos de un thriller, también es una película viva que se va construyendo con una idea de presente muy inmediato y algo de urgencia, de la inmediatez que está en juego, que tenía que ver con la génesis del proyecto.

Y de la idea de cómo algo donde se expone, algo tan central como tener un hijo, o la búsqueda de un hijo y como gira en lo individual y lo social en torno a ello, en donde se da, por el tema, como una situación de ausencia del estado, y proliferan un montón de cosas; entre ellas pequeñas mafias, que permiten que este tipo de situaciones se den.”

Profundizando el dilema

… Lo que hice fue establecer ciertos contactos en el área y fui a través de diversos contactos a intentar dar con la persona que ofrecía un bebé a cambio de dinero. No tuvo tanto que ver con la burocracia, sino con conseguir, sobretodo porque cambia radicalmente la situación a través del nuevo código civil, hace dos años, y me interesaba entender cómo seguía operando eso. Como tenía muchos relatos se sabía vox populi que sigue pasando pero no eran tan abierto como antes. En Misiones se permitía el acuerdo entre dos personas; entre una madre biológica y una madre adoptiva. Entre ellas armaban la cosa por medio de un abogado y ahora es el estado el que tiene que mediar frente a ellas. Como que sigue sucediendo pero de distinta manera. Me interesaba saber si eso seguía activo y como sucedía.” La construcción de la identidad de madre por medio de la aceptación paterna del niño, “Cambiar de identidad al bebé, proponer que el padre adoptivo figure como padre biológico y se reconozca después de pasado un tiempo, por parte de la madre adoptiva. Diferentes estrategias para el mismo fin.”

DSCN2190

Hablamos de su experiencia de rodaje, ya que el filme se produce en las mismas tierras en que estos sucesos se narran, “No mirá, de hecho la provincia de Misiones que acaba de fundar su instituto de cine (El Instituto de Artes Audiovisuales de Misiones -IAAviM- tiene a su cargo la implementación de la Ley VI Nº 171 de Promoción Audiovisual) apoyó el proyecto con recursos que fueron muy importantes para la película. Parte del equipo técnico fue de Misiones, nos insistían mucho para que filmemos allí. Yo en el inicio cuando había hecho la investigación dudaba si iba a poder filmar una película allí, con un tema tan candente. Pero no solo se pudo filmar, sino que se dieron las cosas para que sea apoyada…” Un tema que pone en evidencia no solo el comercio de recién nacidos, también la necesidad, el abandono y la mirada de esas madres que ven partir a sus hijos. Allí está Marcela, la joven embarazada, es la mirada de quienes pierden, de las anónimas madres biológicas. “Yo quería buscar alguien en el lugar que tenga cercanía con la región, y también que esté medianamente relacionada con el personaje, con lo que le sucedía al personaje. Y así di con Yanina (Ávila) a través de un casting, de una búsqueda, una directora de casting que fue María Laura Berch y cuando apareció Yanina fue desde la primera prueba, yo tenía opciones de actrices, pero dije – No, tenemos que filmar con Yanina – porque tiene como una intuición, una potencia.El resto de los protagonistas,Por ahí mientras escribo voy pensando, como una lista de posibles actores o actrices. A veces, como sucedió en esta película, quien pensás originalmente para protagonista al final terminó siendo otro. Pero tiene que ver más con un proceso de búsqueda.

En un momento había pensado en Dani (Daniel Aráoz), en Claudio (Claudio Tolcachir) también, que cuando les pasé el guión, por suerte se dio todo para que lo puedan hacer. Con Bárbara teníamos un tema de agenda. Cuando comenzamos a filmar (Bárbara Lennie) fue una gran aliada del rodaje, demandaba física y emocionalmente mucho un personaje así. Está en todos los planos y a la vez en constante crisis y por otro lado era un rodaje en un lugar lejano, sin acceso al confort, con el calor de Misiones, pero era como que estaba dispuesta, con muchas ganas de hacer la experiencia, en transitar todo eso.

Es tiempo de dejar ir el filme, del que el público se adueñe de él y viva la experiencia, “Es la quinta película que yo hago como director, es como un momento importante y muy lindo, porque es cuando se cierra todo el circulo. De alguna manera ya te deja de pertenecer la película. Todas las decisiones que se van tomando, un poco también te relajas. Es como haber llevado el barco al final del viaje y por otro lado la angustia del vacío. Todo junto.


una_especie_de_familia-881872222-large

Título: Una especie de familia

Director: Diego Lerman

Guion: Diego Lerman, María Meira

Fotografía: Wojtek Staron

Reparto. Bárbara Lennie, Daniel Aráoz, Claudio Tolcachir, Yanina Ávila

Coproducción Argentina-Brasil-Polonia-Francia-Alemania; Campo Cine / Bossa Nova / Staron Films / Bellota Films / 27Films

Malena es una médica de 38 años de clase media de Buenos Aires. Una tarde recibe la llamada del Dr. Costas, quien le informa que debe viajar inmediatamente al norte del país: el bebé que ella estaba esperando está por nacer. De manera inesperada Malena decide emprender un viaje incierto, lleno de encrucijadas, enfrentándose a todo tipo de obstáculos legales y morales que la harán preguntarse constantemente hasta dónde está dispuesta a llegar.

 

Advertisements
Anuncios
Anuncios
Acerca de Marco Guillén 2041 Articles
Aguanto los trapos a Jordi Savall. Leo ciencia ficción hasta durmiendo y sé que la fantasía es un camino de ida del que ya no tengo retorno.

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.