Vuelve Martin McDonagh con una película extraordinaria, demostrando madurez y autosuperación en su capacidad de escribir y dirigir esta obra de arte cinematográfica. Grandes actores, magnífico guion, una historia atrapante con toques de humor. Una combinación que merece ser vista.

Anuncios