4B Festivales: Santiago Horror Film Festival – Entrevista a Horacio Gana

La última jornada del Santiago Horror Film Festival fue la más intensa de todas. Además de estar presentes en las últimas tres proyecciones de películas y algunos workshops que se daban casi en simultáneo, se llevó a cabo la presentación de la Competencia Nacional de Cortometrajes y, posteriormente, la ceremonia de premiación en el gran Teatro Municipal Ñuñoa.

Por @AnXieBre


Luego, como broche de oro, se realizó la fiesta de clausura en el mítico bar La Batuta, donde coincidimos con los directores y productores que cruzamos los días anteriores. Entre ellos, estaba el director de cortometrajes Horacio Gana -ganador el año pasado del premio del público por «Social Murder» (2018). En esta edición presentó un adelanto de su nuevo trabajo «Killder» (2019) y charló con nosotros al respecto.

killder corto

-Ximena Brennan: Ante todo sos actor, pero tenés varios cortos escritos. 

-Horacio Gana: Escribí varios cortos. Este es el segundo que estoy presentando. El año pasado ganamos por votación del público. Y mi segundo trabajo va de la mano con el primero, está conectado. Y tiene que ver con las redes sociales.

-X.B.: ¿Cómo es ese pasaje de registro, del actor al escritor; y cuál es tu fuente de inspiración?

-H.G.: La fuente de inspiración es mi cabeza y mi gusto por el terror desde los seis años (tengo 30). Luego el actuar, el dirigir, el ponerme a escribir el guion, es parte de una ansiedad mía, como si me pusiera a prueba. Me encanta actuar. No he hecho teatro, por ejemplo. Más que nada hice publicidades, algunos cortos independientes y algunas películas. Pero tengo esa ansiedad de querer superarme. Hay gente que quizá en este rubro compite mucho. Yo no compito. Compito conmigo. Es la única forma de salir adelante y de llevar a cabo tu trabajo. Lo que yo valoro mucho de esto es el feedback… las críticas, sean negativas o positivas. Para mí es un aprendizaje enorme. Y ahí mi intención de hacer terror y la ansiedad de querer actuar en mis historias, y así. Pero más me gusta la parte de estar detrás de cámara.

gana + prota

X.B.: ¿Y qué empezaste a ver desde los seis años?

-H.G.: Todo empezó con un muñequito, que se llama Chucky. A los seis años vi Chucky. Me metía en el videoclub y me la alquilé y la vi, y me encantó. Los colores y demás. Mi mamá me preguntó «¿por qué ves eso?». Y era esa fascinación por los colores, el muñeco, por qué camina, por qué habla. Empecé por ahí. Con el género de los slashers. Ahí agarré el camino del terror y empecé a incursionar. Y luego no sólo veía slashers sino que incursioné en todo el género de terror en general. Desde muy chico quise investigar y lo hacía con miedo. Y luego del miedo pasé a la satisfacción, a disfrutar de una película de terror y no asustarme. Y referentes de lo que estoy haciendo actualmente sí tengo, pero más que nada está todo en mi casa, y lo digo humildemente. Uní varios referentes versus mi cabeza, y planteé lo que yo mismo quise mostrar. Pero si tuviera que dar nombres, diría que me gusta mucho Ari Aster, de «Hereditary» (2018), me gusta mucho Rob Zombie… y el tema de las redes sociales es como un «modern horror», es como una evolución del terror, mostrar algo diferente. Los referentes que yo he tenido no mostraban eso porque las nuevas tecnologías no existían. El único referente que tengo en la temática es Zachary Donohue, director de la película «The Den» (2013). Es sobre una tipa que crea un software, un programa tipo Skype, y la intervienen unos hackers que tienen una red que organiza crímenes tremendos, muy turbios. Te pueden espiar de todos lados. Yo ahí me pregunté «¿qué puedo hacer con esto?». Mezclé varias historias y ahí se armó todo en mi cabeza. Y dije: «quiero hacer cosas sobre redes sociales». Siento que el mundo se está distorsionando con las redes sociales. Espero el día de mañana lanzar un tercer corto, luego un cuarto y un quinto y hacerlos largometrajes ligados y que sea una bomba. Y espero que colaboren grandes exponentes de Chile y el mundo.

-X.B.: ¿Cuánto tiempo te llevó el proyecto, desde que te sentaste a escribir hasta que lo filmaste?

-H.G.: Empecé a escribir «Killder» hace dos años. Es mi primer guion no tan técnico. No respeté el minuto por cada página y demás. Lo olvidé por falta de escuela, pero sigo aprendiendo de eso. Entonces dije: «no voy a modificar el guion. Lo voy a ir mutando». «Killder» partió con una historia bastante loca y zafada, pero no quería mostrar el cliché del cine de terror, por ejemplo, de por qué el asesino hace las cosas que hace. Y quedó en que ese personaje nació con esa mentalidad y su familia no tiene nada que ver. Simplemente así le encuentra un sentido a su vida. Cometer ese tipo de crímenes creativos.

-X.B.: ¿Alguna vez te cuestionaron lo que escribías?

-H.G.: De mis cortos no ha habido ningún comentario negativo. Entienden que es un género que es ficción. Pero una vez me metí en un rollo grande. Trabajo con una amiga mía, actriz chilena, comediante. Sube contenido en redes sociales relacionado con la comedia: humor negro, humor blanco, memes, etc. Con ella estábamos haciendo una saga sobre citas falsas y quisimos hacer algo diferente. Se nos ocurrió terminar la saga con una historia sobre un tipo que sabe toda la información sobre su vida y ella lo cuestiona. Pero ella es famosa y él alega saberlo todo gracias a los medios de comunicación. Mentira. Él investiga todo eso porque quiere y la termina secuestrando de una forma cómica, entre comillas. Luego de eso, hubo un bombardeo de críticas negativas con muchos insultos. Me decían que estábamos normalizando el secuestro, que nos habíamos metido con la violencia de género. Yo respeto todo. Respeto a la mujer, tengo una hija, tengo valores. Pero también tengo estos cuelgues en los que me sale hacer algo entretenido para que la gente lo pueda disfrutar también. El nicho del terror siempre lo va a agradecer. Fue una propuesta diferente para ella y no le veo lo terrible en que ella haya querido formar parte. Sí agradezco siempre que muchas feministas se me acercaron con argumentos decentes y educados. Y me dieron ganas de responderles. Y generé muchas amistades que primero me odiaron por esto y luego me terminaron queriendo.

-X.B.: ¿Cómo te ves como villano?

-H.G.: Me encantan. Tengo una afición y un apego muy grande desde pequeño con los villanos. Siendo actor, me encantaría interpretar al villano que me pidan. Humildemente, tengo esa capacidad de lograr esa tridimencionalidad que tiene que tener un actor. Yo no soy un actor de escuela pero me atrevo a decir que puedo hacerlo y me encanta el desafío de poder interpretar a un villano cool.

-X.B.: ¿Qué otros proyectos estás encarando?

-H.G.: Yo tengo en mi computadora una carpeta donde vomito historias. Y tengo varias. Y la voy complementando. La que más se acerca a lo que yo quiero la voy avanzando. Las otras quedan en stand by para darles otros espacios más adelante. Tienen que ver con las redes sociales pero quiero meter un poquito de fantasía. También tengo intención de hacer algo con cuentos chilenos típicos. De una forma moderna, entretenida y dinámica. Despegarlo un poco de la política, como suele pasar. Quiero hacer algo neutro, universal, que todos los puedan ver.

 

 

 

Advertisements
Anuncios
Anuncios

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.