[REVIEW] Una Voz Silenciosa: Un análisis del bullying

«Koe no Katachi» (Una Voz Silenciosa) llegó hace poco a Netflix y acá les dejamos una pequeña idea de lo que va.

Por @Caty90

Un tema a la vez actual y controversial, el bullying es eje en la narración de esta historia que nos muestra todos los ángulos que a veces olvidamos forman parte de estas situaciones tan graves.

Todos creen que es simple: alguien es distinto y alguien más decide molestarlo por ello. Y sí, en algunos casos, eso es exactamente lo que ocurre. Alguien que se cree mejor que el otro decide hacerlos sufrir por ser “menos”. Pero la realidad es que, en la mayoría de los casos, suele haber más partes involucradas que las del abusivo y su víctima. E incluso, estas partes suelen involucrarse justo al no hacerlo.

En Una Voz Silenciosa, nuestra historia comienza cuando Shoko, una niña sordomuda de 12 años, entra al colegio en el cual Shoya y sus amigos estudian. Y al principio todos hacen el esfuerzo de comunicarse con ella. Pero pronto, algunos encuentran el sistema de comunicación por cuaderno molesto. Y el detonante principal no es ni siquiera Shoyo, sino una de sus compañeras, Ueno, que comienza por hablar mal de Shoko a sus espaldas. Pero sí, él la molesta y a medida que sus acciones no son reprendidas, y son hasta alentadas por algunos de sus pares, él continúa hostigándola. Hasta el día que al intentar destruir por enésima vez los audífonos de Shoko, la lástima.

Una Voz Silenciosa

Y ese es el detonante que nos llevará al Shoyo que conocemos en la segunda mitad del film. Porque el problema no es que lo hagan responsable por sus acciones. El problema es que cuando este lo va a hacer por motus propio, el profesor lo tira a los lobos y sus “amigos» hacen lo mismo, ya que ellos no tuvieron parte directa en sus acciones.

El desarrollo de personajes es interesante de ver, porque ninguno de ellos es simplemente bueno o malo. Son chicos que tomaron decisiones y están intentando vivir con las consecuencias de las mismas. Los más afectados son nuestros protagonistas, especialmente Shoyo, ya que apenas entramos en esa nueva parte de su vida lo vemos organizando todo para suicidarse.

Sus acciones de niños tuvieron consecuencias. Y sus versiones cuasi adultas aún siguen procesándolas. Shoyo, por su parte, se aisló de todos en la secundaria luego de sufrir el rechazo en la escuela media como resultado de ser calificado de “bully” (lo cual era) por sus amigos. Y Shoko se odia a sí misma al punto que su hermana hasta a dejado la escuela pasa todo el tiempo con ella (en la medida de lo posible).

Desde un punto de vista netamente visual, el arte de este film es alucinante. Pasamos de escenas a plena luz del día a noches de fuegos artificiales o lluvia y no hay un solo cuadro que no tenga un detalle tan profundo que no te haga sentir que estás ahí.

Una Voz Silenciosa

Desde el punto narrativo, hay una historia más que profunda que contar, la cual no se queda en los simples estereotipos que tienden a persistir al contar narrativas de esta temática. Se va un poco más allá, se ven los otros participantes, quizá más pasivos, del bullying y se muestran las consecuencias del mismo. Nada es blanco o negro, nadie es el malo más malo ni la víctima más víctima. El objetivo era presentarnos personas. Y lo lograron.

Es más, cabe aclarar que para ser un film tan largo (roza las dos horas y monedas), no se hace pesado. Porque no se queda en lo mismo demasiado tiempo. El foco es claro: ver como una situación marcó a un grupo de personas varios años después. Porque a pesar del claro énfasis que se hace en los protagonistas, también es innegable que el hecho en sí tuvo un claro efecto en todos, incluidas las familias.

No es, lo que muchos asumimos cuando salió tan cerca de Kimi No Na Wa (Your Name), un film ni de fantasía ni romántico. Tiene un cierto misticismo en algunos momentos específicos y otros un poco románticos. Pero la historia y sus personajes son tan mundanos que no sería raro que asocies a alguno con alguien que conociste alguna vez.

Una Voz Silenciosa

Una Voz Silenciosa hace hincapié en todos los aspectos que a veces se ignoran cuando se habla de bullying en la escuela, a la vez que nos recuerda que no involucrarse puede ser casi tan malo como ser la persona que abusa. Pero a la vez nos muestra que no hay que convertir a los abusivos en monstruos. Son personas, hay que lidiar con ellos como personas. Pero nunca hay que dejar que el maltrato siga, por la razón que sea.

Este es un film complejo, con personajes interesantes y llenos de vida, dudas y contradicciones. Representan la vida y la importancia de no dejar que otro se haga cargo de problemas que se podrían empezar a solucionar con simplemente decir basta.

Puntaje: 8.5/10


k97sRdNBC1aBggRn476f9sc9JZ

Título: Una voz silenciosa (Koe no katachi)

Dirección: Naoko Yamada.

Guion: Reiko Yoshida (Manga: Yoshitoki Ōima).

Música: Kensuke Ushio.

Fotografía: Kazuya Takao y Kōhei Funamoto.

La historia gira en torno a Shôko Nishimiya, una estudiante de primaria que es sorda y que al cambiarse de colegio comienza a sentir el bullying de sus nuevos compañeros. Uno de los principales responsables es Ishida Shôya quien termina por forzar que Nishimiya se cambie de escuela. Años después, Ishida busca la redención de sus malas acciones.

Advertisements
Anuncios
Anuncios

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.