The Sinner: Sólo se inventa mediante el recuerdo

El recuerdo del gozo ya no es gozo, mientras que el recuerdo del dolor todavía es dolor“.

Lord Byron.

Por @mauvais1

Todo comienza en un arrebato. Un acto cruel y desmesurado sin previa catarsis que nos adentra en las laberínticas formas de la memoria, donde lo siniestro y absurdo del acto es el misterio. Porque no es cómo, claro y visualmente impactante, sino por qué. Una madre, víctima de un inexplicable ataque de rabia, comete un sorprendente acto de violencia y horror en el que, para mayor desconcierto, no tiene ni idea de por qué. Es así como da inicio esta mini-serie de ocho episodios creada por Derek Simonds sobre la novela homónima de Petra Hammesfahr.

La joven Cora Tannetti, una solida Jessica Biel, es el rompecabezas que intentará resolver el detective Harry Ambrose, un pasivo pero empecinado policía que desde el comienzo se ve afectado por el extraño compartimento de la joven. Bill Pullman crea con oficio una criatura tutorada en más de una forma, que se sobrepone a los golpes a fuerza de su tozudez.

The_Sinner_Part_1_1920x1080_3

El equipo de escritores liderado por Derek Simonds y Petra Hammesfahr utilizan con habilidad la premisa para llevar al espectador en un siniestro y desesperanzado  tour de force por una variedad de temas que, al día de hoy y gracias a una real toma de conciencia, se debaten. No solo el sitio que la mujer tiene en la sociedad actual, sino también el que le asignamos a fuerza de convenciones sociales y con el agravante del fuerte compromiso religioso, creando una aberrante mezcla de supersticiones, traumas y prejuicios. Es un acierto que el guión haya sido escrito sin subestimar al espectador, presentándole el caso sin ambages, exponiendo a sus personajes en todos sus posibilidades, dejando que el publico pueda sacar también sus conclusiones a la par que los investigadores, porque entonces serán capaces de observar, de involucrar sus escrúpulos. En los ocho episodios desfilaran entonces una lista de personajes que lejos de ser siniestros son solo el acabado marco de una sociedad que presupone los sitios que deberán ocupar. Lejos de una tragedia victoriana, no se antoja igual un tema anquilosado la posición social de los personajes, el rico y poderoso que puede y posee los elementos para ocultar sus crímenes. 

Interesante es el concepto de Pecadora que trabajan, porque universalizan un adjetivo, involucrándolo en un contexto donde, aunque la religión es retratada como motor impulsor, es también adoptado por la sociedad laica. Mostrando como la misma noción a sabido penetrar las capas de la sociedad abarcando varios conceptos. Pecadora, no solo es una acusación de una madre con serios desequilibrios emocionales, es también cómo el resto, exceptuando al detective, la ven. Más allá de jugar al policía malo en contraposición de Ambrose, la oficial Farmer, una algo sosa Joanna Adler, es la mirada femenina prejuiciosa con su  propio genero. Las voces de acusación que más alto se escuchan son femeninas: la madre, la sobreprotectora suegra, la policía, la abogada, escalofriante. Los hombres son retratados como simples peones de una maquinaria social y de dudosa moral que los ubica sin permitirles tampoco a ellos ser capaces de enfrentar a sus propios demonios. Es devastador cuando al fin el detective Ambrose le cuenta por qué decidió conocer toda la verdad.

sinner_0

Como en los manuscritos del celebre Charles Dickens o Fiódor Dostoyevski, es en la burguesía moderna, la tan mentada clase media, donde se cuece ese revulsivo guiso de apariencias y conservadurismo, que a su vez contraponen de manera casi cínica, podríamos decir, con situaciones de terapia de pareja o psiquiatras utilizando procedimientos seudocientíficos para la misma finalidad que una confesión de iglesia. La critica que realizan es a un sistema que va más allá de una joven perturbada. Al exponer sus historias de sexo casual en su adolescencia crean alrededor de Cora un siniestro parafraseo del “Se lo buscó” o “Algo habrá hecho”, poniendo al espectador en un incomodo punto de vista. No solo estamos para resolver el crimen que su memoria, con aversión, oculta, estamos para descifrar un comportamiento que va más allá de ella y que engloba una sociedad. Como le sucediera a Grace Marks en “Alias Grace” como ejemplo cercano, aunque existen muchos otros también actuales y reales, son los pre-conceptos, que se estipulan a través de la prensa casi siempre, lo que queda de ellas y que no nos permiten adentrarnos en sus historias previas. Convertir en una loca o monstruo a esas asesinas es también disculparnos y tranquilizarnos de que solo fue ella. Una de entre tantas es estadística positiva.

Austera en sus formas, aunque no pobre, casi concisa y de excelente producción The Sinner es, lejos de lo rebuscado, una contundente propuesta que cautivará con su misterio al espectador que, si decide leer entre lineas, habrá cumplido con creces en su  entretenimiento capaz de conmover. Porque no verán nada que no lean en los diarios o vean en los noticieros, pero si escucharán y conocerán que los criminales no nacen de un árbol, son la consecuencia de nuestro silencio, la exposición de nuestro prejuicios.


d6c726b5b9f22f6c99391fb5b0125c0559eeca3c

Título: The Sinner

DirectorAntonio Campos

Guion: Derek Simonds (Libro: Petra Hammesfahr)

Reparto: Jessica Biel, Bill Pullman, Christopher Abbott, Teri Wyble, Patti D’Arbanville,Abby Miller, Eric Todd, Dohn Norwood, Robert Funaro, Devin McGee,Michael H. Cole, Gretchen Koerner, Ruby Barnes, Leslie Fray, Katelyn Farrugia,Meredith Holzman, Sunshine Tovar, Anna Elizabeth, Stephanie Olah Kelly

Una madre (Jessica Biel), víctima de un inexplicable ataque de rabia, comete un sorprendente acto de violencia y horror en el que, para mayor desconcierto, no tiene ni idea de por qué. El investigador (Bill Pullman) se encuentra obsesionado con descubrir el motivo oculta de la mujer. Juntos viajarán por un viaje desgarrador hacia las profundidades de su psique y los violentos secretos escondidos en su pasado.

 

Advertisements
Anuncios
Anuncios
Acerca de Marco Guillén 2035 Articles
Aguanto los trapos a Jordi Savall. Leo ciencia ficción hasta durmiendo y sé que la fantasía es un camino de ida del que ya no tengo retorno.

3 Trackbacks / Pingbacks

  1. The Sinner: La Religión, La Culpa y La Fe en la serie. – Cuatro Bastardos
  2. Balance 4B 2017: Las 10 mejores series del año para ver en Netflix – Cuatro Bastardos
  3. The Sinner: La segunda temporada se prepara para grabar y agranda su elenco

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.