La segunda temporada de «Succession» apostó por el lado más conservador de HBO

Succession

Una decisión, un arrepentimiento, un cambio inesperado… son los detonantes de esta nueva temporada.

Por @Jihad_G26

Tras el final de Game of Thrones, pareciera que HBO diera por terminado ese breve idilio que tuvo con el género fantástico en sus series televisivas, faceta que inició con el estreno de la primera temporada de Succession en abril de 2018; serie que vuelve a dejar en evidencia el target primigenio de HBO. La serie, narra una historia sobre la familia, los negocios, la política y las dificultades que rondan la vida de los poderosos magnates de los medios de comunicación.

¡Alerta de spoilers!

En la segunda temporada, los conflictos llegan luego de que Kendall Roy (Jeremy Strong) diera marcha atrás al plan de vender la compañía de su padre a la competencia, él, exhibido como un hombre inseguro y manipulable, acepta retractarse en televisión y su nuevo giro de tuercas no fue bien recibido por su hermana Shiv Roy (Sarah Snook). A todas estas, el patriarca y magnate, Logan Roy (Brian Cox), debate con sus hijos sobre el futuro de su imperio mientras prepara un bombazo que los dejará a todos aturdidos sobre el liderazgo del conglomerado en el futuro cercano.

Succession

La serie lleva un ritmo mucho más calmado que otras del mismo estilo como Mad Men, lo que nos revela al HBO que apunta a un público más maduro y deja en alto contraste a series como Band of Brothers con mucha más acción en sus fotogramas. Las locaciones son las de esperarse, oficinas, casas de verano, ciudades, en fin, lugares muy ejecutivos. Su paleta de colores refleja mucha sobriedad con tonos fríos y los conflictos están enmarañados en movimientos corporativos y peleas familiares que se descubren leyendo entre líneas en medio de tanta pasivo agresividad. Dado el grado de atención para percibir los incidentes que involucran a los personajes, a menudo revelados por medio de diálogos, la segunda temporada de Succession continúa con el propósito de captar a una audiencia mucho más interesada en programas como Shark Tank que otra más allegada a Game of Thrones.


Advertisements
Anuncios
Anuncios

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.