Rojo y Viejo Bastardo: «Basket Case» (1982), de Frank Henenlotter

basket case

Hoy les traigo una película de culto, una producción para fans de lo bizarro, de la mano de uno de los directores Clase B más admirados. Ésta es su ópera prima y su mejor trabajo.

Por AnxieBre

Hace unos años, conocía a Frank Henenlotter de nombre y de haber visto algunos trailers. Sus producciones me parecían una locura y hace tiempo empecé a investigar más sobre él y sus películas. Recordaba que en BAFICI (el festival internacional de cine independiente que se hace todos los años en Buenos Aires) Matías Orta, un colega crítico de cine y autor de libros varios, presentó en una función de trasnoche «Brain Damage» (1988).

La película es la segunda de Henenlotter y me fascinó por su inverosimilitud y su grotesco. Un film acerca de un parásito casi fálico que se le aparece al protagonista y le inyecta un alucinógeno líquido en el cerebro. A partir de allí, todo es demencia.

Pero se hablaba mucho de una película anterior, «Basket Case» – de hecho el colega presentador que les mencioné llevaba consigo esa noche una canasta como emblema de la filmografía del director, a pesar de que presentaba otra película-.

La cuestión es que «Basket Case» se convertiría en un gran exponente del cine Clase B de su época, recolectaría fans en todo el mundo, se valoraría tiempo después como una de las insignias del cine bizarro por excelencia de los años 80 y sería uno de los basamentos del subgénero «splatstick» (combinación entre «splatter» y «slapstick»), algo así como «comedia gore».

basket_case

Y no podía ser de otra manera. A cualquiera que escuche que la trama de la película está basada en un chico que lleva a su hermano en una canasta enorme le resultaría una ridiculez, algo «infilmable». Pero no fue así. Henenlotter toma esta excusa para representar algo tan real como los celos, la competencia entre hermanos y la venganza violenta de un incomprendido social; en este caso Belial, cuya deformidad física lo lleva a dar rienda suelta a una espiral sádica.

basket_case still 4

Pero además, está la injusticia y el desamor familiar: los hermanos (siameses), ya acostumbrados a vivir pegados, son separados brutalmente por obra de su padre, que le toma odio al «malformado» de los dos, y quiere extirparlo del cuerpo de su otro hijo y arrojarlo a la basura, literalmente.

basket_case

Pero saliendo de lo trágico de la situación, vemos al «monstruito» haciendo de las suyas con mucho placer. Una vez que pierde el miedo (o la timidez) de salir de la cesta, mata a cualquier persona que se le cruza, le reclama atención a su hermano, mira televisión y merodea por la habitación mediante un hermoso trabajo de stop motion.

basket_case

Componente sexual también hay y es de la mano del personaje de la rubia Shanon, de quien se enamora Duane. No tiene mucho sentido explicar estas secuencias aquí. Las escenas hablan por sí solas y son de lo más desopilantes.

Los tres mejores momentos de la película:

➡ La escena inicial, bien clásica y parecida a las mejores películas de monstruos. Misterio y mucho miedo en el personaje. De noche, sale de su casa, escucha ruidos, algo se esconde entre los árboles y no podemos ver qué es. Sólo vemos unas sombras, escuchamos una respiración profunda. Acto seguido alguien corta la línea telefónica y la luz.

➡ La escena en el consultorio del doctor, con la secretaria (Shanon), con quien Duane confirma una cita para verla después, en voz baja, para que su hermano, que está en el canasto en la misma habitación, no lo escuche. Secuencia casi cómica.

➡ La escena de pelea física entre los hermanos, que termina mal… muy mal

Henenlotter siempre se definió a sí mismo no como un director de cine de terror, sino como un director de películas más bien exploitation, las cuales siempre amó e inspiraron su filmografía. Con bajo presupuesto filmó esta joya en medio de puppets, plastilina y mucha vocación. Su primera película se convertiría, luego, en una trilogía.

Los invito a que abran la canasta… si se animan…

basketcase


Título original: Basket Case (AKA «El caso de la canasta» en Argentina)

Dirección: Frank Henenlotter basket_case-314366401-large

Guion: Frank Henenlotter

Productora: Basket Case Productions

Elenco: Kevin Van Hentenryck, Terri Susan Smith, Beverly Bonner, Sean McCabe, Ilze Balodis, Tom Robinson, Chris Babson, Robert Vogel, Maria T. Newland, Diana Browne

Duración: 91 min.

País: Estados Unidos

Duane y Belial Bradley son hermanos siameses ahora separados. Duane es un chico normal que camina por las calles con una cesta enorme en sus manos. Dentro de ella esconde a su hermano deforme. En el afán de protegerlo, las cosas salen mal y todos a su alrededor están en grave peligro. Pero lo peor llega cuando Duane se enamora de Sharon, hecho que vuelve a los dos hermanos en contra.

Advertisements

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.